Artículo

Norteamérica: Sistema democrático y relaciones con el tercer mundo

Los Estados Unidos tienen una política particular, distinta a otros Estados, que existe en un espacio y tiempo determinados. Sin embargo, lo que parece prevalecer de esta política, es un conjunto de principios universales de igualdad y de derechos individuales. Esta combinación de los Estados Unidos, autoimagen de la posesión de rasgos particulares y del supuesto que contiene principios universales, manteniendo básicamente la fe en ellos durante el transcurso de su historia, sugiere interesantes preguntas al analista, tres de las cuales serán consideradas en este análisis 1. ¿Hasta qué punto el régimen político americano, definido como lo ha sido en la Constitución de los Estados Unidos y en su historia práctica, confirma la imagen precedente a que hemos hecho referencia? 2. ¿Hasta qué punto los Estados Unidos pueden hoy mantener medianamente su pretensión de ser un ejemplo de democracia moderna? 3. ¿Es la experiencia americana fundamentalmente irrelevante para los países en desarrollo del mundo hoy en día? Si así fuera, ¿por qué es éste el caso, a la luz de los principios universales de igualdad y de derechos individuales sobre los que (presumiblemente) la revolución americana fue realizada y sobre los que se basa el régimen americano?

Norteamérica: Sistema democrático y relaciones con el tercer mundo