Artículo

El Tercer Mundo y la estructura económica mundial

La brecha continuará expandiéndose A menudo se nos dice que la riqueza no es sinónimo de felicidad; que la vida es algo más que logros económicos. No estoy en desacuerdo con esto; ni tampoco cuestiono la declaración de que el Producto Nacional Bruto de un país no indica la calidad de vida en él. Sin embargo, es el pudiente quien puede hacer tales declaraciones. Para el que desfallece de hambre, la calidad de vida se mide en el tener comida segura y buena. Para una mujer que ahora debe caminar millas para conseguir agua, un pozo en la aldea podría significar la vida misma.

El Tercer Mundo y la estructura económica mundial