Autor

Ricardo Nuñez

Publicaciones

Publicaciones de Ricardo Nuñez

Artículo
Nueva Sociedad NUSO 180-181 Julio - Octubre 2002

La realidad escindida. El partido del interior y del exilio

El trauma de un golpe de Estado ha provocado que muchos partidos hayan vivido o vivan dos realidades: la interna y la del exilio. Luego que estos segmentos han luchado para adaptarse a la nueva realidad, surgen contradicciones. Este trabajo se refiere a la experiencia chilena, pero sus observaciones pueden ser generalizadas. La paradoja entre la dirección formal (en el exilio) y la dirección real (en el país) hace énfasis en un cuidadoso manejo de los problemas de comunicación y de los recursos entre ambos bandos. Varios aspectos tienden a erosionar las bases del partido exiliado, pero sus nuevas experiencias, de distinta índole, pueden enriquecer el partido interior, siempre que sean correctamente asumidas.

Tema central
Nueva Sociedad NUSO 89 Mayo - Junio 1987

El desafío democrático y la lucha armada en Chile

Este análisis centra principalmente su atención en torno al Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR). No es un recuento de sus acciones ni menos un estudio acerca de su sistema organizativo, de los mecanismos de toma de decisión ni tampoco de las relaciones formales nacionales e internacionales. El autor se detiene a observar los rasgos distintivos de esta organización que explican su especificidad. Por una parte, dice, obtienen su impulso del brusco cambio de política del Partido Comunista que plantea la tesis de implementar "todas las formas de lucha para terminar con la dictadura" y, por otra, de la tenaz obstinación de Pinochet de no ceder a las aspiraciones democráticas de la mayoría del pueblo y de su aplicación estricta de la "Doctrina de la Seguridad Nacional".

Tema central
Nueva Sociedad NUSO 74 Septiembre - Octubre 1984

La realidad escíndida. El Partido del Interior y del Exilio

Debido al trauma histórico de un golpe de Estado, muchos partidos han vivido o viven dos realidades: la del partido interno y la del segmento en el exilio. Pasada la primera etapa donde los dos segmentos luchan por su sobrevivencia adaptándose a la nueva realidad cruel tanto en el país como en el exilio, surgen contradicciones y signos de esta \"realidad escindida\". Si bien el trabajo toma como punto de referencia la experiencia chilena, se pueden generalizar sus observaciones. La contradicción entre la dirección formal (muchas veces en el exilio) y la dirección real radicada en el país pone especial énfasis en un cuidadoso y delicado manejo de los problemas de comunicación entre los dos segmentos como también en el manejo de los recursos. Una vez recompuesto el partido del interior hay que trabajar el desfase entre el exilio y el país homogeneizando la comunicación y creando el máximo de mecanismos de participación hacia los militantes del exilio. Ellos experimentan, ante la creciente pérdida de sus referentes sociales y culturales naturales, la superposición de la tendencia a ir adquiriendo aquéllos que son propios de la nueva situación. El cansancio político, la apatía, el desencanto y la frustración, pero también exigencias de supervivencia material, espiritual e intelectual, que llevan a una mayor incorporación a la nueva realidad, tienden asimismo a erosionar las bases orgánicas del partido exiliado. Por otro lado, pueden ser sumamente ricas y fructíferas las nuevas experiencias políticas, culturales e ideológicas del segmento exiliado para el enriquecimiento del partido interior, siempre y cuando sean asumidas correctamente según las características propias del país de origen. El retorno al país significa otro desafío para la capacidad integradora del partido frente a la realidad escindida, donde debe reconocerse que no importa el escenario desde donde se combatió a la dictadura.