Tema central

Una nueva arquitectura financiera contra los riesgos y la severidad de las crisis

La irregularidad de los flujos de capitales de corto plazo se ha convertido en un potencial talón de Aquiles de la economía mundializada y de la economía de mercado en los países en desarrollo. También en esto es mejor y más eficiente prevenir que curar. Es necesario tomar medidas para adelantarse a las crisis y sus efectos. Pueden establecerse arreglos institucionales y llenar vacíos instrumentales y reglamentarios. Es necesario dotar a los organismos financieros internacionales de nuevos mecanismos adaptables a las coyunturas, como por ejemplo los \"programas fantasma\", que ayudarían, a través de una condicionalidad preventiva, a que los países tomen sus propias medidas contra los ciclos de especulación.

Una nueva arquitectura financiera contra los riesgos y la severidad de las crisis