Sindicalismo y cogestión (26 / Septiembre - Octubre 1976)
Revista
Nueva Sociedad NUSO 26 Septiembre - Octubre 1976

Sindicalismo y cogestión

Bajo el titulo de "Sindicalismo y cogestión" Nueva Sociedad aborda en este número las capacidades de las clases obreras organizadas en varios países de América Latina. Una contribución retoma el ejemplo de la Alemania Federal para tener un punto de comparación entre el sindicalismo latinoamericano y el europeo. Los artículos intentan acercarse a lo que es el sindicalismo en general y hasta que grado se desarrolla en América Latina, teniendo presente el proceso de la industrialización tardía en el Subcontinente. Así los autores de este número buscan los alcances, pero también los limites de la cogestión, a la cual el sindicalismo quiere y puede llegar.

Artículos

Comunidad Industrial. Revolución y Reforma de la Empresa en el Perú

\"Los trabajadores son ociosos e idiotas\". William B. Taylor \"El trabajo es la fuente original de la riqueza\". Bases ideológicas de la Revolución Peruana Hemos comenzado este artículo citando dos concepciones radicalmente opuestas en lo que se refiere al papel del trabajador en una empresa; esta manera de iniciar la exposición responde al punto fundamental del presente trabajo: El rol del trabajador en la unidad productiva. La actual organización y funcionamiento de la empresa industrial capitalista tiene un supuesto teórico básico; que Taylor en su libro \"Principios de Administración Científica\" ha convertido en la ley suprema de la organización empresarial: \"Los trabajadores son ociosos e idiotas\". Este principio de administración de empresas no es repetido textualmente, pero se ha convertido en la Plantilla Básica de la Organización empresarial capitalista y socialista totalitaria indistintamente.

El Movimiento Sindical en un Contexto de Reformas: Perú 1968-1976

El sindicalismo se ha desarrollado de manera apreciable en los últimos años en el Perú. Al mismo tiempo, ha tenido importantes cambios, relacionados a las reformas introducidas en la organización de las empresas y al nuevo contexto político abierto por la toma del poder de la Junta Militar de Gobierno en 1968. Como movimiento social, ha desempeñado un papel destacado en el llamado \"proceso\" peruano, y su estudio es un elemento indispensable para entender la dinámica de las clases en torno a este proceso. Al presentar a grandes rasgos las características y tendencias de este movimiento, trataremos de señalar algunas hipótesis interpretativas que no pretenden sino abrir pistas para la investigación. Comenzaremos por esbozar la situación sindical en 1968 y reseñar brevemente su evolución histórica hasta mediados de 1976. Luego nos centraremos en la problemática sindical en torno a las reformas y al modelo de participación impulsado por el régimen. Finalmente intentaremos relevar las principales tendencias de la dinámica sindical en el contexto de las relaciones de las clases hoy en el Perú. Algunos cuadros estadísticos y un esquema cronológico adjuntados completan la breve exposición y argumentación del texto.

Entrevista a Manuel Peñalver. Organización Sindical Moderna para Enfrentar las Multinacionales

Nueva Sociedad: Las diferentes organizaciones internacionales que agrupan a las diversas centrales de trabajadores en todo el mundo, han tenido un importante desarrollo en América Latina. ¿Ud., como Secretario Internacional de la CTV, podría explicarnos cuáles son las vinculaciones internacionales de su organización? Manuel Peñalver: La CTV siempre ha tenido una filiación internacional, con la CIOSL, que se funda en 1949 en Londres, a cuyo evento asistió Augusto Malavé Villalba, uno de los pioneros del movimiento obrero venezolano, que para ese entonces era Secretario General de la CTV en la clandestinidad, y en el exilio, en La Habana. Desde ese momento nosotros nunca hemos dejado de participar en la CIOSL, como movimiento clandestino primero, y después de recuperadas las libertades, como Confederación de Trabajadores legalmente constituida. Esto no implica que nosotros no tengamos relaciones con otros movimientos sindicales que no están en la CIOSL. Tenemos una vieja ligazón afectiva con el movimiento sindical yugoeslavo y es así que en cada oportunidad que ellos realizan un Congreso, nosotros estamos presentes: tenemos también relaciones con todos los movimientos obreros que vienen a recabar nuestra solidaridad. Pero nuestra militancia internacional está en la CIOSL, que es la corriente de pensamiento social-demócrata, que nosotros compartimos.

Evolución Contemporánea del Movimiento Sindical en los Países del Río de la Plata

El proceso de industrialización en los países del Río de la Plata se acentúa vertiginosamente durante la segunda guerra mundial y la inmediata post-guerra. Al mismo tiempo se produce el copamiento de las industrias nacionales por el capital extranjero. Resulta así una industrialización dependiente, tanto tecnológica como económicamente, pero que del punto de vista social, posibilita la aparición de una importante clase obrera fabril, que como en los grandes centros industriales, se agrupa en barrios obreros que constituyen el cinturón de las grandes ciudades.

Las Ruedas del Engranaje están Gastadas

Cada vez que se pretende proponer un ejemplo de singularidad sociológica en América Latina se menciona el caso argentino. Al hacerlo, se suele enfatizar el peculiar grado de desarrollo alcanzado en Argentina por las organizaciones sindicales y el peso específico propio que tiene en la geografía del poder político la clase obrera. Parece atinado aceptar que, en efecto, se trata de hechos característicos de la formación sociopolítica argentina los fenómenos arriba mencionados. Es una realidad que el alud inmigratorio europeo y el rápido proceso de urbanización convirtieron a las grandes ciudades argentinas en los primeros escenarios latinoamericanos en los cuales actuaron partidos de izquierda: anarquistas, socialistas y comunistas se desarrollaron en Buenos Aires desde fines de siglo y los primeros partidos clasistas del continente nacieron e Argentina, del mismo modo que argentino fue el primer diputado socialista electo en todas las Américas, Alfredo L. Palacios. Estos rápidos elementos de juicio indican la existencia de un fenómeno relativamente admitido y prototípico: una Argentina urbana que será simultáneamente industrial y obrera, todo lo cual desemboca en la inevitable conclusión del país politizado y agitado por una izquierda veterana.

Movimiento Sindical y Situación de la Clase Obrera en Brasil

El movimiento sindical, que congrega la actuación de los órganos de representación clasista, buscando la mejoría de las condiciones de trabajo y de vida de los obreros, es uno de los elementos condicionantes de la situación de la clase obrera. Los resultados obtenidos dependen, en gran medida, del nivel de conciencia de clase de los trabajadores y, simultáneamente, de la capacidad de movilización y de la fuerza de acción de los respectivos órganos de representación.

Panamá, el Canal y la Zona del Canal

\"Mucho se habla del Canal, pero nadie sabe cuánto una enfermedad duele hasta que la padece. ¿Qué duele aquí? Tropas extranjeras, el Comando Sur, idioma extranjero. Una nación en el corazón de otra nación. Dos culturas, dos economías, dos sistemas\". General Omar Torrijos El problema del Canal de Panamá no sólo fue uno de los principales temas tratados en la Sexta Asamblea General de la OEA, recientemente, concluida en Santiago de Chile; sino que se ha convertido en tópico de especial discusión en el actual proceso electoral norteamericano. Por el interés que el tema reviste para las naciones latinoamericanas, en la presente exposición, intentaremos dar una síntesis objetiva de la llamada \"cuestión del Canal de Panamá\".

Participación Obrera en Jamaica. Sistema Democrático de Dirección

Un sistema de relaciones industriales que incorpore la Participación Obrera (Worker Participation) implica una cierta medida de sofisticación. Se presume generalmente que sólo los países industrializados pueden hacer frente a tal \"lujo\". Sin embargo, viendo el éxito de la Participación Obrera en aquellos países donde se practica, (Noruega, Dinamarca, Suecia, Alemania Occidental y hasta un cierto grado en todos los países socialistas, algo en China y Yugoeslavia), y que ha conducido a una mayor satisfacción en el trabajo y motivación de los trabajadores, más disciplina y eficiencia y menos huelgas, uno debe automáticamente arribar a la conclusión que tal sistema, con una adecuada preparación, no es un lujo, sino que es más bien una necesidad para todos los países que están interesados en el desarrollo económico y social.

Sombras, Luces y Reflejos del Sindicalismo

Sobre el tema de la unidad El sindicato es una organización para actuar en favor de la justicia social, que busca la transformación de la sociedad en algo cada vez más humano, tratando de lograr cambios en extensión y profundidad, para lo cual requiere poder de masas y unidad de acción. Las requiere para la más eficaz defensa de los intereses de clase que les son confiados, quedando claro que los intereses de clase están determinados por las condiciones objetivas de vida de los trabajadores.

Todo Poder de Dirección y Mando Precisa Legitimación y Control Democráticos

El origen y el desarrollo de la teoría y la práctica de la cogestión están estrechamente ligados con la historia alemana más reciente. La cogestión es una clave importante para comprender el movimiento sindical alemán, su historia y su política, precisamente también dentro del movimiento sindical internacional. 1. Cogestión de los trabajadores - nuestra respuesta al dominio unilateral La concepción de la cogestión de los sindicatos alemanes habrá de responder al desafío derivado del hecho real del dominio económico de hombres sobre hombres. Originariamente, se dirigió contra la pretensión de propietarios de medios de producción de deducir de su propiedad también el derecho de disponer de la vida económica, social y personal de los hombres que trabajan. Los problemas relacionados con ello se hallan, como ayer, en primer plano de la discusión político - social actual en nuestro país. Realizando la cogestión, nos interesa, ante todo, conseguir que la propiedad de grandes empresas no continúe siendo privilegio para poder social, para poder de dirección y de mando de hombres sobre hombres. Pues opinamos que, en un orden social liberal y democrático, la existencia de tal poder debe permitirse solamente cuando esté legitimado y controlado democráticamente.

Documentos

Función de las empresas multinacionales en la creación de empleos en los países en desarrollo

Punto V del Programa de Acción adoptado por la Conferencia Mundial del Empleo celebrada en Ginebra del 4 al 17 de Junio de 1976 bajo los auspicios de lo OIT. La Conferencia no pudo llegar o un consenso sobre el papel de las empresas multinacionales en las países en desarrollo. Los siguientes párrafos reflejan la posición de los distintos grupos.

Los derechos de la mujer trabajadora

La actividad económica de las mujeres es esencial para la economía, la colectividad, la familia y la propia mujer. Con su trabajo, las mujeres contribuyen al desarrollo de su país, al mejoramiento del nivel de vida de su familia, a la eclosión de su propia personalidad y de sus capacidades individuales. En todos los países sin embargo, las mujeres siguen haciendo frente a discriminaciones considerables tanto desde el punto de vista social como legal, lo que es incompatible con los derechos fundamentales de las mujeres, el interés de la economía, el bienestar de la familia y de la sociedad.

Manifiesto de la CIOSL del 1º de Mayo de 1976

Otro Primero de Mayo ensombrecido por la crisis económica mundial. Aun cuando algunos economistas nos afirman que se están produciendo mejoras, si bien algunas fábricas que se hallaban en dificultad vuelven o producir plenamente, no se ayuda con ello a los millones de desempleados que carecen de todo en el mundo en desarrollo ni a los incontables jóvenes en los países industrializados que buscan trabajo desesperadamente y han de contentarse con migajas de empleo.

Realidad sindical y gremial en Chile

La actual situación del movimiento sindical chileno es, en general, similar, es por eso, que no cabe entrar en una primera etapa, a hacer distinciones entre lo urbano, rural o minero, ya que el grueso de sus problemas es idéntico para unos y otros; teniendo esto en cuenta, podemos decir, que se observan, a partir del 11 de septiembre de 1973, un decrecimiento y dispersión de la vida sindical en nuestro país, cosa que ha sido, sin duda, alentada por la autoridad pública con la complicidad de los sectores patronales.

XXII congreso de la confederación costarricense de trabajadores democráticos

\"EL SINDICATO RESPONSABLE Y DEMOCRATICO ES UNA GARANTIA\" ...En cuanto a la cuestión económica hay que ver con toda claridad que la empresa es el componente elemental del proceso de desarrollo, y de que, en consecuencia, si la empresa muere o se destruye, no solamente no hay producción sino que tampoco podría existir el sindicato. Y si de aquí pasamos al ámbito más amplio del conjunto de empresas que forman la economía, vemos con igual claridad que el objetivo primario de elevar el nivel de vida de los trabajadores depende también del aporte que ellos hagan, por sí mismos y por medio de sus organismos sindicales, al incremento de la riqueza nacional...

Libros

Clase Obrera en América Latina

Aníbal Quijano Editorial Universitaria Centroamericana, EDUCA, Centroamérica, 1976. En el año 1973, el conocido sociólogo peruano, Aníbal Quijano, fue deportado a Argentina por el gobierno de su país. En el año 1974, se trasladó de Argentina a México, donde dictó tres conferencias en la Universidad Nacional Autónoma de México. Los tres capítulos del libro que reseñamos aquí reproducen textualmente las conferencias mencionadas.