Relaciones América Latina-Caribe y Unión Europea II (190 / Marzo - Abril 2004)
Revista
Nueva Sociedad NUSO 190 Marzo - Abril 2004

Relaciones América Latina-Caribe y Unión Europea II

Segunda Entrega. En la antesala de la III Cumbre Unión Europea - América Latina y el Caribe, europeos y latinoamericanos reiteraron y rectificaron los conceptos claves de la cooperación entre ambas regiones. Entre los factores que sugieren plantear el proyecto de una alianza birregional están el unilateralismo norteamericano y la marcada tendencia de Estados Unidos a ejercer su hegemonía, especialmente después del 11 de Septiembre. Para Latinoamérica, la potencial alianza con la UE supondría el compromiso europeo en la superación de la pobreza y desigualdad de la región: una problemática que ha sido abandonada paulatinamente por los norteamericanos, al punto de que hoy están totalmente abocados a la la lucha antiterrorista.

Aportes

Desolación en México. Los campesinos del siglo XXI

Uno de cada cuatro mexicanos vive en poblaciones de menos de 2.500 habitantes. Aparte de legumbres, frutas, flores, camarones y un monto marginal de otros productos primarios, controlados por grandes transnacionales y que no ocupan a más de 10% de esta población ligada al campo, el país no es competitivo en prácticamente ningún renglón agroalimentario. Los mercados del Norte están cerca de la saturación con las exportaciones mexicanas y al borde del derrumbe de precios. En 2003 fueron abolidos los aranceles a las importaciones agropecuarias (excepto la de los granos básicos). El encierro en el autoconsumo es el impacto brutal de esta situación, cuando se prevén nuevas liberaciones arancelarias para los próximos años. La aceleración del desorden social y la migración salvaje, son ya hechos casi asumidos por las autoridades. El cuadro mexicano es una cruda muestra de las virtuales ventajas del ALCA.

El empleo en la encrucijada: del auge desarrollista a la globalización

Hasta hace poco más de dos décadas, el empleo, los cambios tecnológicos, el incremento de la productividad y del comercio internacional parecían caminar de la mano. La era dorada del auge desarrollista llegó a su fin en la década de los 70. El mundo del trabajo entró en una crisis profunda, la voluntad institucional que contribuyó a ordenar los factores que concurren en el mercado laboral desapareció, los antiguos paradigmas y certezas dejaron de ser un referente confiable. La humanidad trata ahora de responder a los desafíos que encierra la globalización salvaje de los mercados y la disolución de antiguas identidades.

Entre la evasión y la exclusión social: jóvenes que no trabajan ni estudian. Una exploración del caso argentino

Desde diversas instancias vinculadas con la política social suele definirse a los «jóvenes» como un grupo vulnerable. Uno de los subgrupos con mayores riesgos es el de los jóvenes que no estudian ni trabajan. El elemento que los aglutina es precisamente el permanecer al margen de las instituciones más importantes de socialización e integración social. El artículo explora las características y evolución de este grupo en la última década en Argentina, analizando las transformaciones en sus rasgos socioeconómicos y en sus patrones biográficos. Se sugiere que en los últimos años se observa un proceso de consolidación de este grupo de jóvenes, que se ha tornado más pequeño, homogéneo, con una fuerte concentración de desventajas y altos riesgos de exclusión.

Las tensiones entre Cuba y Europa con Estados Unidos de trasfondo

El artículo analiza los deterioros de la relación entre Cuba y la Unión Europea, a raíz de las detenciones de periodistas y opositores en la isla y la condena europea. El gobierno cubano precisa asegurar la continuidad de su aislamiento político, y en esta ocasión le ha tocado diferenciarse de la UE. Como consecuencia de la política comunitaria hacia la región ACP, de un mayor interés en las cuestiones relacionadas con los derechos humanos, y de cambios en las políticas de algunos países miembros, la mirada europea hacia Cuba se hizo más atenta a la eventual transición hacia un régimen de mayores libertades. El resultado parece ser funcional al gobierno cubano: una relación económica y comercial sin mayores cambios, los vínculos políticos deteriorados y una cooperación no gubernamental intacta.

Foco

Hacia una solución cosmopolita a la mediterraneidad de Bolivia

El problema de la mediterraneidad de Bolivia plantea de modo urgente repensar el papel de la política en América Latina. La intensificación de la globalización está promoviendo una superación de viejos guiones nacionalistas y una valoración más ecuánime de los valores universalistas. La eventual salida al mar boliviana dejó de ser un problema nacional o a lo sumo bilateral. Involucra a toda la región en la medida en que produce una serie de resonancias que ningún país puede aislar, de ahí que sea menester el avance hacia la definición de unas políticas exteriores de corte cosmopolita.

La mediterraneidad boliviana y la integración regional

La falta de acceso al mar de Bolivia se remonta a la Guerra del Pacífico, que en su momento reflejó la expansión ya consolidada de intereses anglochilenos sobre territorios bolivianos no vinculados al sistema económico del país. El artículo describe el proceso de desarrollo regional y las incidencias económicas y políticas en relación con esta zona donde confluye también Perú. Dados los sentimientos puestos en juego, el primer desafío consiste en generar consensos en el interior de los países involucrados a favor de soluciones superadoras. El ejemplo de la integración europea, construida sobre heridas bastante recientes, torna inexcusable no desprenderse de los nacionalismos negativos.

Memoria corta de un antiguo diferendo

El artículo analiza desde distintas perspectivas el diferendo chileno-boliviano. Por un lado, en los años 90 Chile asumió una novedosa política de interrelación económica y de solución de diferencias con sus vecinos, según premisas de política exterior pragmáticas que no se mantuvieron para el caso de Bolivia. Por el otro, sucesivos gobiernos bolivianos privilegiaron la densidad de las relaciones económicas como forma de asegurar un posterior acceso soberano al mar. Las potencialidades del gas, así como la inflexibilidad chilena respecto al tema, sugerían que era el camino adecuado. Pero el error fue no prever la reacción de la población. Ahora ambos gobiernos, incluso el peruano, deben enfrentarse a opiniones públicas sensibilizadas y a un diferendo desde hace tiempo regionalizado.

Una focalización equivocada de esfuerzos

El artículo analiza desde la perspectiva chilena la demanda marítima boliviana. Para ello, describe el reclamo en el contexto político y social en Bolivia. También reseña las posiciones del gobierno de Chile, en el sentido de proponer la consolidación de las relaciones bilaterales como camino para la ampliación de la agenda de temas y tratativas entre ambos países. Chile ha buscado estrechar la vinculación económica con Bolivia: en los últimos años se han producido una serie de avances en la interrelación y de cambios facilitadores en la normativa comercial y aduanera. La cesión de una franja territorial presenta escollos locales y regionales hasta ahora insalvables.

Tema central

Diplomacia de cumbres y diplomacia ciudadana en la asociación birregional desde la perspectiva del Mercosur

A la diplomacia de cumbres le ha correspondido una diplomacia ciudadana que fue construyendo lazos socioeconómicos a fin de que la asociación entre regiones no resultase una mera construcción pública. Las negociaciones para una zona de libre comercio entre la Unión Europea y el Mercosur, han tenido un marco de regateo comercial, pero también permitieron un acercamiento entre diversos actores de la sociedad civil. En este artículo se pretende tratar estos temas constructivamente, como un aporte a la III Cumbre Unión Europea- América Latina y el Caribe.

El Caribe y la Unión Europea: un nuevo balance

El artículo efectúa un balance general sobre el estado de las relaciones entre la Unión Europea y el Caribe. Es momento de aprovechar las instancias de alto nivel abiertas en las cumbres UE-ALC, para tratar de redefinir los marcos estratégicos de los vínculos. El Caribe debería considerar con audacia e imaginación el estado de las relaciones y proponer cambios en los acuerdos económicos existentes que permitan mejores posibilidades de desarrollo.

Las negociaciones Unión Europea-Mercosur. Entre la lentitud y la indefinición

La explicación convencional para la firma de un Acuerdo Marco Interregional entre la Unión Europea y el Mercosur subraya la importancia que le atribuyen las partes a la relación bilateral, sin embargo resulta insuficiente para entender el acuerdo o las negociaciones respectivas. Este artículo pretende contextualizar ambas cosas. En las dos primeras secciones se analiza el acuerdo y las negociaciones dentro del marco más amplio de las prioridades e incentivos que contemplan los dos bloques regionales. Las dos últimas ofrecen una evaluación comparativa de las negociaciones UE-Mercosur y especula sobre escenarios posibles.

Las relaciones Unión Europea-Comunidad Andina: tareas inmediatas

El artículo examina ante todo la importancia dispar, pero no por ello menor, de las relaciones desde el punto de vista de los dos actores. También revisa algunos de los logros y deficiencias de la integración andina según la ven los europeos, y las exigencias de la misma para los países andinos. Uno de los puntos centrales se basa en que la Cumbre de Guadalajara debe consagrar algunos aspectos de importancia subregional; para los andinos, la iniciación de negociaciones conducentes a un Acuerdo de Asociación con la UE, aparece como esencial para el futuro de las relaciones mutuas y de la integración andina.

La Unión Europea: ¿una alternativa estratégica para México?

El acuerdo de liberalización económica, concertación política y cooperación firmado entre la UE y México despertó grandes esperanzas. A tres años de su vigencia, debe admitirse que no cumplió con todas sus promesas. Sin embargo sigue ofreciendo el instrumento idóneo para consolidar la relación entre ambos socios y regiones, lazos en los cuales México juega desde un principio, y seguirá desempeñando, un papel de eje y precursor. La Cumbre UE-América Latina y Caribe debería confirmar a la vez la dificultad de dar un verdadero salto cualitativo en la relación bicontinental, la utilidad de los acuerdos y el papel central de México en el vínculo del continente con Europa.

Perspectivas y expectativas en la relaciones entre Centroamérica y la Unión Europea

El diálogo entre la Unión Europea y Centroamérica cumplirá 20 años en 2004. La UE y sus países miembros son la principal fuente de cooperación al desarrollo para esa región y el segundo socio económico. Los gobiernos centroamericanos han planteado en los últimos años la importancia de iniciar las negociaciones de un acuerdo de asociación y libre comercio, y tienen la expectativa de que esto se anuncie en la III Cumbre, a realizarse en México en mayo de 2004.